martes, 12 de mayo de 2020

ARTISTAS VISUALES: (EL MINISTERIO DE CULTURA) NOS DEJA ATRÁS






COMUNICADO ANTE LAS MEDIDAS ESPECÍFICAS APROBADAS POR EL MINISTERIO DE CULTURA Y DEPORTE PARA EL SECTOR CULTURAL



Los artistas visuales de España, representados por las asociaciones que conforman la Unión de Artistas Contemporáneos de España (UNIÓN A.C.), federación que agrupa a la mayoría de asociaciones de artistas visuales de todo el territorio nacional, entre las que se encuentra AVVAC (Artistes Visuals de València, Alacant y Castelló) mostramos nuestra decepción ante las medidas específicas de apoyo al sector cultural aprobadas en el Real Decreto-ley ti7/2020, del pasado 5 de mayo. Desde la posición de precariedad que padecemos aproximadamente un 90% de las/los artistas plásticos o visuales, las medidas nos parecen muy insuficientes y denotan un claro desconocimiento e incluso desidia respecto a la realidad que sufrimos los/ las creadores/as de artes plásticas o visuales y, en consecuencia, demandamos que se nos tenga en cuenta para que, verdaderamente, “no se quede nadie atrás”. 


El pasado 7 de abril enviamos un informe que especificaba nuestra realidad, acompañado de una batería de propuestas acordes que no se han tenido en cuenta casi en su totalidad. También hemos solicitado en varias ocasiones una entrevista con el Ministro de Cultura para transmitirle los problemas de los/las creadores/as de artes plásticas o visuales con el objetivo de hacerle consciente de nuestras preocupaciones. Hasta hoy no lo hemos conseguido y aprovechamos este comunicado para reiterar nuestra petición de entrevista. 


Las medidas específicas adoptadas, además de escasas, no contemplan la realidad que sufren los artistas contemporáneos de artes plásticas o visuales. El Real Decreto-ley sólo concede prestaciones extraordinarias por desempleo “al colectivo de artistas en espectáculos públicos encuadrados en el Régimen General de la Seguridad Social”, en el que claramente no podemos encuadrarnos.  


La mayoría de artistas plásticos o visuales españoles son personas físicas, autónomos, y muchos de ellos de manera intermitente. Esto implica que tampoco pueden acogerse a las subvenciones y ayudas que se han dispuesto en el mencionado Real Decreto-ley, previstas expresamente para empresas del sector cultural. Los artistas plásticos o visuales no somos empresas ni trabajamos para empresas. Somos trabajadores por cuenta propia con economías pequeñas y frágiles. Por otro lado, galerías, museos, centros de arte y talleres están cerrados sine die porque aún no se ha autorizado su reapertura en el presente estado de alarma. Y, aun cuando dicha situación cese, el nuevo escenario de crisis económica agravará más, si cabe, la ya de por sí precaria situación del colectivo. 


Nuestro sector sigue desprotegido y pedimos el reconocimiento que merece. En el propio Real Decreto-ley se reconoce la importancia del sector de las artes plásticas como el tercer subsector cultural que más aporta al PIB del país, por lo que resulta incomprensible que apenas haya sido tenido en cuenta en estas medidas específicas de apoyo al sector cultural.  


Muchas de estos problemas estarían solucionados con un Estatuto del Artista, con su régimen laboral y fiscal específico, en cuyo desarrollo proponemos trabajar cuanto antes desde el sector de artistas plásticos/ visuales. Desde que se aprobó el informe sobre el Estatuto del Artista en el Congreso de los Diputados y más tarde el Real Decreto-ley 26/2018, de 28 de diciembre, apenas se ha avanzado en la dirección adecuada para poder implementar las propuestas. En esta situación excepcional esperábamos más empafa y medidas igualmente excepcionales y concretas para los artistas plásticos o visuales, como ya han hecho hace semanas otros países europeos. 


Las ayudas directas ahora aprobadas en el Real Decreto-ley  (las únicas a las que los artistas de las artes plásticas/visuales pueden acogerse), sentimos decirlo, ni siquiera pueden calificarse de modestas: su montante es claramente insuficiente, y no llega ni siquiera al estándar de ayudas a artistas visuales de determinadas Comunidades autónomas. 

Por todo ello, desde la UNIÓN A.C. solicitamos un plan nacional de ayudas directas para artistas en forma de becas de creación/investigación artística, dotado con un fondo de 2.000.000 €, con un proceso de selección que cuente con una comisión técnica y paritaria de profesionales siguiendo las buenas prácticas y transparencia pública. 


En relación al crédito extraordinario por importe de 500.000 euros previsto en el mencionado Real Decreto-ley para la «adquisición de obras de arte contemporáneo español para las Colecciones Públicas del Estado a galerías de arte y a creadores, con residencia fiscal en España», solicitamos que la compra se dirija a artistas españoles o residentes en España vivos, seleccionados siguiendo  el código de buenas prácticas del sector. También nos sumamos a la petición de aplicar una renta básica universal e incondicional. Esta renta mejoraría la vida de muchas personas en situación de vulnerabilidad, y al mismo tiempo mejoraría radicalmente las condiciones de las prácticas artísticas y culturales y por consiguiente de los artistas. 


Nos gustaría informar de la posibilidad de solicitar fondos en el programa de asistencia financiera SURE propuesto por la Comisión Europea, que ofrece ti00.000 millones de euros a los estados miembros para combatir las consecuencias económicas y sociales negativas del brote de coronavirus en su territorio.      
            

La UNIÓN AC se propone iniciar una campaña en medios y redes sociales, bajo el lema de este comunicado, ARTISTAS VISUALES: NOS DEJAN ATRÁS, para difundir la situación de gran precariedad en la que sigue el sector tras el recientemente aprobado Real Decreto-ley.



VER TODAS LAS NOTICIAS