viernes, 29 de noviembre de 2019

PERSONAL TÉCNICO DE CULTURA Y La IVCR+I INSPECCIONA LA VUELTA DE LOS ÁNGELES MÚSICOS DE LA CATEDRAL DE VALÈNCIA




- Con una cámara térmica recogieron datos sobre el nivel de humedades para f un informe

- El IVCR+y no realizó la restauración de los ángeles músicos sino que fue la Fundación de la Luz de las Imágenes


Personal técnico de la Dirección General de Cultura y Patrimonio y del IVCR+y (Instituto Valenciano de Conservación, Restauración e Investigación) ha hecho una visita, con una cámara térmica, a la vuelta de la catedral de València, donde se encuentran los frescos de los ángeles músicos, para determinar el nivel de humedad en las plementerías de la vuelta. Una vez analizadas, los datos serán incorporados a un informe de uso interno.

En la visita, se ha podido comprobar que la afección de las pinturas es mayor de la que se aprecia desde bajo. Además, ante el desconocimiento real de los datos, -puesto que el Capítulo de la Catedral no ha informado ni del funcionamiento de los sensores ni de los receptores de la información que proporcionan estos sensores- el IVCR+e instaló dos 'datalogges' que sirven para valorar los niveles de temperatura y humedad que se registran en la vuelta.

Tanto desde la Dirección General de Cultura y Patrimonio como desde el IVCR+y se comparte la preocupación social por las humedades que afectan los frescos. Sin embargo, las dos instituciones han reclamado a los colectivos vinculados con la defensa del patrimonio, así como a las asociaciones profesionales, que se sea riguroso con la realidad.

Concretamente, se ha querido desmentir la participación de la IVCR+y en la restauración de la vuelta de la capilla afectada por las humedades, tal como ha afirmado en su comunicado la Asociación de Conservadores Restauradores de España (ACRE).
El IVCR+ y (anteriormente Ivacor) no llevó a cabo la restauración de la vuelta de la capilla mayor de los ángeles músicos, sino que fue la Fundación La Llum de les Imátgens la que encargó los trabajos de restauración a un equipo que nada tuvo que ver con el Ivacor.

De hecho, el Instituto Valenciano de Conservación y Restauración de Bienes Culturales se creó por Ley 5/1999, 9 de abril, pero no se posó en funcionamiento hasta diciembre de 2005. La intervención de los ángeles de la catedral de Valencia la realizó la Fundación La Luz de las Imágenes desde mayo 2004 hasta el inicio de 2007.

Hasta 2014, el Capítulo de la Catedral solicitó los servicios del Ivacor para hacer el seguimiento del estado de conservación de los frescos. Después de esta fecha, la Ivacor dejó de ser requerido por la catedral. La Dirección General de Cultura y Patrimonio entiende que el propietario del bien ha continuado realizando el mantenimiento y conservación de los frescos.

En ninguno de las reuniones que, a lo largo de estos cinco años, ha mantenido la Dirección General de Cultura con los representantes de la catedral se ha posado de manifiesto que hubieran problemas de humedades que estuvieron afectando los frescos de los ángeles músicos que pintaron en 1472 Paolo de San Leocadio y Francesco Pagano. Por lo tanto, las instituciones no podían realizar una tarea de tutela al desconocer la existencia de problemas.
  
Por otro lado, hay que recordar que el responsable del mantenimiento y conservación del BIC es el titular, en este caso el Capítulo de la Catedral. El artículo 18.1 de la Ley de patrimonio cultural valenciano establece las obligaciones de los titulares.

Así, las persones propietarias y poseedoras por cualquier título de bienes incluidos en el Inventario general del patrimonio cultural valenciano están obligados a conservarlos y a mantener la integridad de su valor cultural.
Igualmente están obligados a proporcionar a la Consellería competente toda la información que esta los requiera sobre el estado de los bienes y el uso que se los estuviera dando, así como facilitar la inspección y el examen a los efectos previstos en esta ley.

En estos momentos, la Consellería de Educación, Cultura y Deporte ha asumido la responsabilidad de tutelar el propietario del BIC, el Capítulo, para garantizar la enmienda de las humedades.

Los proyectos que presento la catedral estarán autorizados y tutelados por la Dirección General de Cultura y Patrimonio según la Ley de patrimonio valenciano y por el IVCR+y en virtud de sus competencias en la supervisión de las actuaciones de restauración de bienes amueblas y pintura mural.